DIY cómo agrandar un vestido que se ha quedado pequeño

DIY: agrandar un vestido que se ha quedado pequeño

DIY cómo agrandar un vestido que se ha quedado pequeño

 

A veces el verano hace estragos en nuestra figura y, cómo no, en nuestro vestuario.

 

Aquí tienes una idea fácil y original para aumentar unos centímetros la anchura de un vestido sencillo o, simplemente, transformarlo en otro modelo totalmente distinto.

 

Ha sido publicada por la página sheknows.com y, como podéis ver en las fotos, el resultado es fantástico.

 

La misma idea es perfectamente válida para un top, una camiseta, una sudadera o una blusa. No te olvides de utilizar una puntada zigzag si las telas son de punto o elásticas.

 

Este es un pequeño resumen gráfico del tutorial:

 

DIY cómo agrandar un vestido que se ha quedado pequeño

 

1.- Elige una tela con un color de contraste con la de tu vestido, pero del mismo tipo (punto, algodón…)

 

2.- Corta la pieza que vamos a sustituir a ambos lados de la costura de los hombros. Resérvala porque la vamos a usar como plantilla para la tela de contraste.

 

Haz lo mismo con los laterales del vestido (que también incluyen la zona de la manga por debajo del brazo) y con el dobladillo.

 

En el modelo del tutorial la pieza lateral tiene un entrante en forma de pico a la altura de la cintura.
Debes asegurarte de que haces la forma de pico, a la misma altura, en ambos lados del vestido.

 

Este diseño ayuda, visualmente, a estilizar la figura, pero puede provocar arrugas al coser las piezas. Si no quieres arriesgarte puedes hacer las piezas rectas.

 

3.- Utiliza las piezas que has recortado del vestido como plantilla para hacer las nuevas piezas en la tela de contraste. Aquí es donde debes aprovechar para añadir un los centímetros extra que desees a cada lado del vestido.

 

No te olvides de añadir, también, el margen de costura que necesitarás para coser las piezas.

 

4.- Cose las nuevas piezas en los hombros, e iguala el dobladillo del final de las mangas y del escote con el original del vestido.

 

5.- Une las piezas del costado, comenzando por la zona inferior del brazo, hasta llegar a la cintura.

 

Si has decidido hacer forma de pico en la cintura, para evitar las arrugas, tienes que intentar disminuir, progresivamente, el margen de costura que uses del vestido, llegando al máximo posible en la zona del pico de la cintura. Después, vuelve a añadir margen de costura, poco a poco, al alejarte de esta zona.

 

6.- La pieza que se añade en zona del dobladillo debe cortarse el doble del ancho deseado.

 

Doblar por la mitad, a lo largo y con el lado derecho por el interior. Coser los extremos cortos y volver la pieza otra vez, para que el derecho de la tela quede en el exterior. Planchar.

 

7.- Coser la pieza al vestido.

 

8.- Puede hacerse un pespunte decorativo al rededor de todas las piezas añadidas.

 

Espero que te guste.