Chaqueta tipo chanel ribeteada

Aquí os presento otro de mis proyectos. Este lo hice el mes pasado y se corresponde con el modelo 107 de la revista Burda de febrero 2013, adaptando el patrón de la talla 44 a la 48.
Lo posteo ahora porque en el blog de anilegra se está publicando ahora mismo su confección paso a paso y podéis seguirlo. Es un blog que os recomiendo a todos y que a mí me ha resultado de gran ayuda para animarme a empezar sin miedo y poco a poco. anilegra moda
Precio de las telas:
. Tela tipo chanel (en rebajas): 1,5m a 8€ ……………..  12€
. Forro: 1,5m a 3,5€…………………………………………….  5,25€
. Entretela 1,5 m a 4€…………………………………………..  6€
. Ribete: 4m a 1,5€………………………………………………  6€
. Botón: 1 a 1,5€………………………………………………….  1,5€
Horas de confección ……. 10 días a 2 horas diarias más o menos (el entretenimiento ha merecido la pena)

También te puede interesar:

El mundo de las telas

Otra de las muchas cosas que he ido descubriendo poco a poco es que el mundo de las telas es precisamente eso: TODO UN MUNDO.
 
Cuando empecé con este proyecto de aprender a confeccionar mi propia ropa, después de mucho buscar y leer en la red, cuando ya creía que lo tenía todo bien planificado para empezar por algo fácil y salir airosa de la prueba, me encontré con el amable dependiente de la tienda de telas que, en solo dos minutos, consiguió que me quedara con la boca abierta y me volviera a mi casa con cara de tonta.
 
Eso fue un gran error que subsané unos días después (lo de volver a casa sin más).
 
Los dependientes de estas tiendas son buenos profesionales, perfectos conocedores tanto del género que venden como de las dificultades de clientes novatas como yo y se muestran encantados de aconsejar y ayudar con paciencia a quien se lo pida.
 
Además, algunos entre ellos son auténticas enciclopedias que atesoran los conocimientos de varias generaciones dedicadas a este mundillo y que ven con pesar cómo la ropa en serie los va relegando al recuerdo y pronto al olvido.

Poco a poco iré poniendo algunos de los tipos de tela más comunes que se usan en la confección de ropa pero, si teneis la oportunidad, no dudeis en pasar por una de estas tiendas (cada vez más escasas en nuestras ciudades) y preguntad, tocad, comparad. Seguro que no os arrepentireis.